sábado, 21 de abril de 2018

Reseña. Legend of Galactic Heroes: Overture to a New War


  • Año: 1993
  • Director: Noboru Ishiguro
  • Estudio: Artland, Magic Bus
  • Género: Bélico, Ciencia ficción (Ópera espacial), Drama, Romance

La inauguración de una nueva época

Sinopsis

Durante más de 150 años se han enfrentado dos potencias interplanetarias de fuerza similar: el Imperio Galáctico y la Alianza de Planetas Libres. A pesar de las numerosas luchas, ninguno se ha podido imponer al otro. No obstante, los vientos en el mar espacial están a punto de cambiar con la llegada de dos genios militares: Reinhard von Lohengramm, un ambicioso almirante, y Yang Wenli, un historiador de ideales más pacíficos.

La situación de ambos no es sencilla ya que sus superiores envidian su rápido ascenso, poniéndoles obstáculos para evitar que escalen posiciones en el mando militar. Sin embargo, no comparten las mismas ideas por lo que pronto chocarán en el campo de batalla. En medio de este enfrentamiento, muchos hombres darán su vida, incluida gente cercana… ¿qué les espera a estos dos héroes?

Trama y Desarrollo

Esta reseña es una muestra significativa de que me siento inseguro cuando trato de abordar esta obra. Mi inseguridad no se debe a la excesiva complejidad del título sino por todo su contenido. Podría hablar sobre decenas de temas y personajes, pero nunca creo que podría abarcarlo todo. Es como la inmensidad del espacio. Dudo que pudiera hacerle una reseña o análisis que hiciera justicia a todas sus bondades. Soy como el pequeño David ante el enorme Goliat, pero sin poseer la habilidad suficiente que podría hacerme vencer al gigante. De ahí que haya optado por esta película que adapta una pequeña parte de la obra de Yoshiki Tanaka, cuya adaptación está dirigida por el gran Noboru Ishiguro (Space Battleship Yamato, 1974; y Macross, 1982).

Esta película es una ópera espacial que nos cuenta la historia sobre el enfrentamiento del Imperio Galáctico y la Alianza de Planetas Libres. En dicho conflicto los principales protagonistas son dos genios militares pertenecientes a bandos diferentes. Por un lado, está Reinhard von Lohengramm. Por otro lado, está Yang Wenli. El largometraje está enfocado a ser una introducción más accesible para aquellos que aún no se han adentrado en la franquicia. Sí, deja el debate político entre autocracia y democracia para los que sigan el conjunto de OVAs, pero hace una sobresaliente presentación de los personajes y sus circunstancias, el mundo en que se mueven y el planteamiento de las batallas. Pero esto solo estoy tocando la superficie, así que explicaré la razón de su fama.


Un aspecto importante de LoGH que todos somos capaces de percibir, aunque no de explicar, sería su presentación sobria y elegante. Con clase como dirían algunos. En vez de buscar ser llamativa y sugerente maneja una actitud seria y comedida, pocas veces vista en animación. Esto puede observarse en varios detalles, empezando por la madurez que exhibe a la hora de abordar los  temas o problemas que incumben a los personajes como el triángulo amoroso que existe entre Yang, Lap y Jessica. En ningún momento exalta el drama sino que lo sugiere de forma más sutil, con nuestro protagonista buscando mantener la amistad, pero dejándonos ver que muy en el fondo está sufriendo por el futuro compromiso entre sus amigos. La mera participación de personajes que han alcanzado la edad adulta en vez de acudir a jóvenes adolescentes también concuerda con este espíritu solemne. Lo mismo podría decir del lenguaje que manejan, que se aleja de vulgaridades y es menos coloquial. Más elegante, más cortés, más elaborado en general. Eso sí, sin signos de pedantería. A este conjunto hay que sumar que los escenarios, especialmente los ubicados en el Imperio, parecen sacados de esa Europa que daba más importancia a las bellas artes con preciosos jardines, majestuosos edificios, etc. Me gusta la idea de combinar ciencia ficción con estilo europeo antiguo. Y finalmente añade música clásica compuesta por melodías de compositores como Beethoven o Wagner.

De otro lado, el universo de LoGH nos ofrece muchos temas interesantes como lo concerniente al espectro político. El anime hace una crítica hacia políticos y nobles de ambos sistemas, a los poderosos vamos. En el caso de la Alianza, el anime se enfoca en Job Trunicht, Presidente de Defensa Nacional. Este hombre puede recordarnos a muchos políticos de nuestro país porque alardea de amar a su nación y preocuparse por los ciudadanos. Pero para defender la “democracia” no duda en continuar una guerra donde se está invirtiendo una enorme cantidad de recursos humanos y materiales. A pesar de que esto no ha tenido resultados y se han perdido millones de vidas. Yang dice una gran verdad sobre esto: “La gente es más propensa a la guerra cuanto más lejos está de las líneas de combate”.


En el Imperio también hay problemas porque la nobleza que controla el poder se interesa más por conservar sus privilegios que por sus súbditos. Aquellos que están en contra de este régimen corrupto e incompetente como Reinhard, son atacados por medio de intrigas y conspiraciones por parte de estos conservadores. Hasta el punto de que a la alta nobleza no le importa sacrificar tropas con tal de que el elemento “discordante” muera o pierda prestigio. En la película, por ejemplo, trazan un plan muy hábil para cortarle las alas. No solo le envían a una batalla peligrosa sino que sus oficiales más competentes son apartados de su lado y dejan que el enemigo sepa con cuantos efectivos cuenta. Al final, los intereses propios de un lado y otro pesan más que el bien común.

Y hablando de la guerra, este filme la retrata como un acontecimiento trágico. Hay muchos animes que prefieren destacar el espectáculo de las batallas frente al drama bélico, pero aquí optan por la segunda opción. De ahí que podamos ver como numerosos soldados son sorprendidos por el fuego enemigo y mueren sin remedio. La guerra es una catástrofe y como tal es mostrada. Incluso el sufrimiento toca de cerca porque uno de los compañeros del protagonista es una víctima, dejando a su futura prometida sola y desconsolada por el dolor. También tiene un cierto factor “épico”, aunque no logra alcanzar su máximo por la falta de una animación más vistosa que carece de grandes efectos especiales o dinamismo. No obstante, su prioridad, como he dicho, no es el espectáculo.

El planteamiento que siguen las batallas entre ambas potencias también difiere un poco del clásico anime porque se le da más importancia a la estrategia que siguen los personajes y los movimientos tácticos en el medio del combate. Tal como han apuntado algunos, sin embargo, los juegos mentales están simplificados para que el público pueda seguirlos. Hasta tal punto que los líderes de las flotas no son más que una panda de idiotas que se obstinan en seguir el plan inicial hasta el final o cometen errores totalmente estúpidos en sus ansias de obtener méritos militares. Esto tiene una justificación dentro del contexto de la película porque se está criticando la incompetencia que abunda en los altos cargos políticos y militares, algo que es cierto porque hay muchos ineptos en posiciones de autoridad tal como ha demostrado la historia durante siglos.


Pero es evidente que se tomaron muchas licencias para llegar a este punto porque hasta el más incompetente sabe que en la guerra existen muchos factores que no están bajo nuestro control y pueden dar al traste con los planes trazados. En ciencia militar hay un término que define esto: fricción de guerra. Es un fallo importante que no debería haber tenido lugar. En su defensa diré que los combates posteriores se hacen cada vez más complejos y libres de estos ineptos. También tiene su gracia que las batallas espaciales sean poco futuristas y más cercanas a encuentros navales. ¿Por qué navales? ¡Porque las naves espaciales se mueven bidimensionalmente en un lugar que se supone tridimensional! Se supone que estas podrían moverse de otra forma y no solo avanzar linealmente mientras atacan con sus rayos de energía en la misma posición. No negaré que esto es un fallo, pero muchos exageran este hecho cuando ambos bandos luchan en las mismas condiciones. 

Por último, nos encontramos con los personajes. Sin duda, un elenco numeroso. Para muchos quizás es demasiado numeroso. Eso es cierto, pero responde al deseo de ser un filme introductorio y diría que todos los personajes aportan algo. En cualquier caso la película se centra mucho más en los personajes principales: Yang y Reinhard. Ambos son personajes cuya caracterización alcanza un grado de complejidad similar al de un ser humano real. Pero a diferencia de otros personajes dotados de tantas dimensiones, ellos poseen un enorme carisma. No solo se ganan la simpatía del espectador sino que se alzan como ídolos a seguir. Véase la energía y ambición que Reinhard imbuye en sus palabras o los graciosos y sensatos razonamientos de Yang. Pero lo mejor es ver como cada uno posee su propia personalidad, objetivos, circunstancias y relaciones.

Por ejemplo, Reinhard es un joven orgulloso y ambicioso que busca llegar a lo más alto para recuperar a su hermana, pero también para alcanzar su sueño. Algo que explica la dimensionalidad del personaje sería su relación con otras personas. Su forma de ser cambia mucho dependiendo de si está en presencia de su amigo Kircheis y su hermana Annerose o frente a otros. Cuando está frente a sus soldados u oficiales tiende a ser más formal y magnánimo, mientras que con Kircheis se permite expresar sus opiniones con mayor libertad y ser más directo. Él confía en su amigo hasta el punto de que con su consejo y apoyo se siente confiado para conquistar todo el universo. Son los mejores amigos, aunque uno se posicione como líder y el otro como su fiel consejero. Sin duda, Kircheis es el complemento perfecto por poseer como virtud la templanza. En cambio, con su hermana mayor mantiene una relación materno-filial. No hay más que ver como Reinhard la miraba avergonzado al mancharse las manos con tierra. Casi expresaba la misma vergüenza que un niño descuidado al recibir a su madre. De forma similar a una madre, ella lo mira con dulzura y preocupación, deseando que no le pase nada mientras está en la guerra. Simplemente extraordinario.


Es una pena que los personajes no obtengan algún tipo de desarrollo notorio durante la hora y media de duración de este largometraje. No obstante, podemos quedarnos con las muchas otras virtudes que he mencionado y que la hacen una película más que recomendable para aquellos que aún no han visto nada de la serie. Probablemente la experiencia les deje muy satisfechos.

Calificación: 8

6 comentarios:

  1. Hola! Muy buena reseña! tengo un gran debe con la serie, pero que sean más de 100 ovas y que no tengo el tiempo para dedicarle me ha tirado para atrás, no sabía de que la película fuera de este estilo, recopilatorio a su manera. Lo que si intento ver (hasta ahora solo vi el primer episodio pero pretendo seguirla) es la nueva adaptación que está saliendo por Crunchyroll (no sé qué opinarás de ella).
    La verdad que me interesa mucho lo que contás aunque falle en la profundización de personajes, aunque tiene sentido pensando en lo longeva que es la serie, porque todo el trasfondo político se me hace llamativo, y es verdad que hay de todo un poco en el mundo de la política y nunca faltan los ineptos que tienen acceso al poder y en este caso a las armas que es mucho peor.
    Saludos desde El Refugio del Dragón de Tierra!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias por tu comentario! Sí, son muchos episodios para acabarla. Yo quería volver a verla completa, pero necesitaría mucho tiempo y la verdad no lo tengo igual que tú supongo. Por eso estoy dejando varios títulos largos para el verano cuando estoy exento de obligaciones.

      No estoy viendo la serie nueva, pero la vieja profundiza mucho en la personalidad de sus personajes. Obviamente en esta película no se llega a ir muy lejos por el tiempo disponible, pero la antigua utiliza bien su tiempo para hacer del elenco uno lleno de virtudes a todos los niveles.

      Saludos

      Eliminar
  2. Siempre suelo leer tus reseñas, recuerdo a mi madre diciendo: "Todo tiempo pasado fue mejor", efectivamente pintas esta obra de forma tan extraordinaria que provoca a uno verla sin si quiera dudarlo.
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A decir verdad antes pensaba muy similar a tu madre porque hace tiempo que he estado condicionado por otra gente que me decía que, en general, lo que se producía antes era mucho mejor. Y la verdad no estoy tan de acuerdo como antes luego de revisar animes desde los años 60, 70, 80, 90 hasta ahora. Incluso discrepo un poco con un antiguo artículo que hice hace tiempo sobre el tema. Lo que creo es que una parte muy importante de las mejores obras se hizo antes de los 2000. Desde series hasta películas, aunque siempre hubo obras básicas y de poca calidad como esas decenas de series de Super Robots que sucedieron a Mazinger Z (1973) y Getter Robo (1974); o las muchas comedias familiares para niños que son clones de Doraemon (1979).

      Lo que quiero decir con esto es que todas las épocas hay un poco de todo, aunque luego en ciertos momentos localizados hubiera más obras excelentes. El problema que hay en hoy en día es la sobreproducción. Se produce tantos animes que es imposible que la calidad no decaiga. En cualquier caso te recomiendo ver la película si tienes tiempo.

      Saludos

      Eliminar
  3. Este título ha rondado siempre en mi cabeza debido a las críticas positivas que suelen darle, debo suponer que el anime al ser extenso desarrolla mucho mejor a los personajes a diferencia de una pelicula en la que se opta por adentrarse solo en los protagonistas.

    Si es una película de resumen, de la serie si estaría interesado en verla al menos para tener una idea vaga de la exaltación que le rinden.

    Gracias x la reseña amigo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esta película sería el inicio de la serie, pero contado de mejor manera y más extensa. Las películas resumen suelen ser una mala opción en el 90% de los casos desde el punto de vista artístico porque simplemente son un corta-pega de la serie.

      Yo te la recomendaría ver. El problema es que es muy larga, así que quizá cuando tengas vacaciones o tiempo libre me dedicaría a verla.

      De nada y saludos

      Eliminar